La estupidez de la mujer joven

13/5/18

 

El feminismo me recuerda a la izquierda: hay muchas corrientes diferentes y con mensajes contradictorios entre ellas. Esta semana en RR.SS. hemos comprobado, a raíz de la publicación de varios dms de famosos entrándole a tías para ligar, uno de los dogmas que se está imponiendo en la sociedad y que podríamos resumir en “la mujer joven es tontita”.

 

Sobre el tema de los famosos no quiero explayarme porque ya se ha escrito mucho. Pero, para que nadie me acuse de colaboracionista (muy común cuando discrepas de algunas feministas radicales), quiero dejar claro que entrar a ligar no es delito ni acoso. Acoso es cuando, tras decirles que no estás interesada, insisten de manera reiterada. En cuanto a la edad, nos podrá parecer amoral, pero es legal ligar con alguien mayor de 16 años, siempre que haya consentimiento mutuo. También quiero dejar claro que, si una de las partes acepta, pero en algún momento decide parar, no respetar esa decisión incurre en delito y que es la justicia, y no nosotros, quien debe actuar. Y, por desgracia, las RR.SS. se han sobrepasado pues, mientras no haya nada demostrado, lo que se les ha adjudicado a dichos famosos puede ser denunciado por ellos como un delito de calumnias. Ojo ahí, que al final sale la víctima malparada por las formas en que se denuncia el presunto hecho delictivo. Y me refiero con esto al meollo de la cuestión: víctima es sólo la que ha sufrido un presunto delito, no la que ha recibido mensajes para ligar.

 

En cuanto a lo de ligar, cada uno lo hace como puede y como quiere, siempre y cuando no incurra en delito; esto lo voy a decir muchas veces, pues no quiero luego que alguien me saque la puntilla de “echándole algo en la bebida sería violación y tú apoyas la violación, voy a hacer un change para que te quiten la custodia de tus hijos” (cosa que tampoco me importaría dados los meses que llevo sin dormir). Otra cosa son las formas. Se puede ligar elegantemente o siendo zafio, siendo sibilino o de forma directa, siendo agradable o un completo subnormal. En nuestro criterio está elegir lo que más nos apetezca en cada momento.

 

Lo triste del tema, es que hay muchas personas diciendo que no, que a las mujeres jóvenes no nos apetece  les apetece follar, que son inducidas a ello porque esos hombres tienen autoridad sobre ellas por diferentes motivos, ya sea la diferencia de edad (35 él vs 22 ella) o que son famosos. Es increíble lo tremendamente machista que es esta afirmación, pues nos deja a las mujeres jóvenes como estúpidas inmaduras que pueden ser sometidas por el primero que pase, y a ellos como seres superiores y poderosos que pueden controlarlas. Lo que propugnaba el franquismo está más vivo que nunca. (Llamaría a mi abuela y le daría una alegría, pero no sé dónde puse la ouija).

 

Una mujer joven sabe lo que es el deseo. Y así lo dice la ley dándole consentimiento a los mayores de 16 años para mantener relaciones con quien quieran, eso sí, siempre y cuando no se haga con ”engaño o abusando de una posición reconocida de confianza, autoridad o influencia sobre la víctima”. Y cuando se habla de autoridad y/o influencia no hablamos de alguien famoso, sino de un profesor que te hace sentir que puede bajarte la nota si no te acuestas con él, por ejemplo. Y es que, aunque muchos digan que no, a las personas jóvenes de 16-22 años les excitan sus ídolos y, si no, ¿por qué una chica de los 90 iba a querer tener un poster de Bon Jovi con lo hortera que era? Porque estaba bueno. Si a mí a los 16-22 años se me acerca BonJovi y me dice “hey beibe, du llu guant tu fack güiz mi?”, yo le hubiese contestado: “TE VOY A REVENTAR, BONJOVI. Y, DE PASO, TE VOY A CORTAR ESA MELENA QUE ME LLEVAS QUE PARECES NACHO CANO Y SE ME BAJA UN POCO”. (Porque ser adolescente, y estar salida, no está reñido con el buen gusto estético). 
 

Y todo esto es lógico hasta que el feminismo radical expone que una chica no es madura para decir que quiere follarse a un ídolo más mayor, que la está engañando y aprovechándose de ella. Para estas mujeres, las chicas jóvenes son estúpidas y deben protegerlas de todo lo que no sea un chico de su misma edad (hablo de las chicas interesadas en hombres, por supuesto, que no quiero puntillas). Bien, veo su punto de vista. Ahora imaginemos por un momento el siguiente escenario: Thor se acerca a una chavala de 20 años y le dice que quiere follar; ella le rechaza por mucho que su ropa interior parezca salida de una lonja y Thor se marcha. Justo al lado, hay un chico de 20 años al que le llega Sofía Vergara y le dice de follar y el chaval se va con ella. ¿Qué tenemos? A una estúpida, sí, esta vez con razón, porque dejar de cumplir tus deseos por el qué dirán es de la cosa más machista que hay; criminalizar el deseo de una chica joven porque no se adapta a lo que opina un sector del feminismo es monjil y nos hace retroceder como mujeres. Porque ser mujer debe ser poder hacer lo que quieras (que no sea delito, que sí, pesaos), sin que nadie te juzgue. Y, por desgracia, en cierto sector del feminismo se ha impuesto la Inquisición y se dedican a decirle a las chicas jóvenes que ellas son tontitas y no pueden decidir, que ya están ellas para decirles con quién está bien que se acuesten, que para eso son señoras mayores con autoridad. Trocotó.

 

Esas feministas parece que buscan la igualdad con el hombre, pero no la de poder comportarte sexualmente como quieras sin que te juzguen, sino la de poder creerse en el derecho de decirle a las mujeres cómo deben actuar. Ya nos hemos librado de casi todas estas exigencias por parte de los tíos; por favor, mujeres interesadas en ello, no queráis imponerlas vosotras ahora. Dejad de decir que las chicas jóvenes son manipulables y que ellos son poderosos. Con eso sólo perpetuamos el rol de que somos débiles, sin raciocinio, y alguien debe velar por nosotras. Porque cada vez que alguien dice que cuando una mujer folla (queriendo) con alguien mayor que ella, o comete un delito, o se comporta de una forma antisocial, es porque hay un hombre manipulándola, no defiende a las mujeres con ello; sólo se limita a decir que actúan así porque son “tontitas”.

Apuesta por la literatura emergente

Todas las obras a tu alcance por muy poco

Libro de visitas

Introduce el código.
* Campos obligatorios
  • Ana Otones (martes, 15. mayo 2018 10:31)

    Muy buen artículo, Raquel. Me alegra mucho comprobar en que se ha convertido aquella adolescente curiosa e inquieta, que dinamizaba el Instituto con sus actividades.

  • Jorge (lunes, 14. mayo 2018 23:12)

    Todo muy bonito y con mucha razón en ciertas cosas que pones pero ¿dónde se pone el punto de inflexión dónde está el momento de decir aquí paro dónde está el momento de decir ya me cansé ? no creo que esté en manos de uno solo siempre estará en manos de los dos . imagínate en una relación una de las partes le dice a la otra ya me cansé, bueno no, bueno sí... aparte de la típica chorrada transalpina podíamos llegar al final de los tiempos y no habríamos adelantado nada.

  • Pilgrim (lunes, 14. mayo 2018 12:18)

    Gracias por este pedazo de texto. Honestamente, esta gente parece que no entiende que quitarnos nuestra libertad y capacidad de decidir es lo más rancio y machista que pueden hacernos. Las personas maduramos según las experiencias qué vivimos, la edad es importante, pero no es lo que decide si eres o no madura. Respecto a las relaciones de poder, todo para esta gente son relaciones de poder cuando hay involucrados un hombre y una mujer. Llevan esa idea hasta el infinito pasándose por el arco del triunfo la lógica.

    Además, habría qué decirles a estas rancias qué de la misma manera que un hombre mayor busca poder en una relación con una chica joven viene de la misma y maldita raíz del: las mujeres maduras que se van con chicos jóvenes están desesperadas.

    Cuando el discurso feminista se empapa de sexismo, tópicos tóxicos dichos de forma que quede revolucionario es cuando debemos afirmar que ciertamente esas voces enferman el feminismo.

  • Javier (domingo, 13. mayo 2018 23:53)

    Menos mal que existen mujeres que piensan por ellas mismas y por tanto realmente son libres, tienes la suficiente seguridad en ti y la inteligencia para no depender del que dirán y para no dejarte llevar por las tendencias de opinión como barco a la deriva. Enhorabuena.

COMPONENTES DEL CATÁLOGO:

 

Isabel Albella

Daniel Velarde

Elisabeth Deveraux

Andrés Pinar

Rubén Hernández

Gemma Herrero

Víctor M. Sanjurjo

M. A. Álvarez

J. D. Martín

Ricardo García Aranda

Ana Arrazola

J.Fersán

Mónica Molner

Greg A. Oslo

José F. Sastre

J.E.M. Celeste

Fran Pahino

Fernando Cotta

Pierre Monteagudo

Leticia Meroño

Ager Aguirre

Adolfo Pascual

Gudea de Lagash

Tony Jiménez

Rubén de Íscar

Tamara López

Juanma de los Santos

Pedro Saugar

María José Rodríguez

Salva R. Moya

Toni Delgado

 

 ENTREVISTAS

ILUSTRES

VENIDERAS:

EVA ISANTA

Aztriz

JORGE ALBI

Periodista, experto musical

NAYANESH AYMAN

Luchador de K1

RAQUEL MARTOS

Periodista y escritora

SANTI RODRIGUEZ

Actor y monologuista

PEDRO GARDNER

Actor y escritor

NACHO ABAD

Periodista y escritor

JAVIER OJEDA

Vocalista de Danza Invisible

PEDRO ARAQUE

Periodista

ANTONIO DELGADO

Colaborador de radio

MUCHOS MÁS...

 

ENTREVISTAS YA REALIZADAS:

 

Sara Solomando

Curra Fernández

Michael Sánchez

Fernando Navarro

Anna Cruz

Gaspar Fernández

Javier Gómez Santander

Inma Chacón

Keko Iglesias

Juan Luis Cano

Raquel Sastre

Luis Alfonso Gámez

Defreds

Mary Ruiz

Javi Medina

Bricio Segovia

Salva R. Moya

Agustín Martínez

José F. Sastre

Dra Mónica Molner

Marta Fernández

Ana Arrazola

Espido Freire

Ager Aguirre

Javier Penedo

J.E.M. Celeste

Teo Cardalda

Fernando Cotta

Luis Anguita Juega

Adolfo Pascual

Saleta Castro

Tony Jiménez

Juanma de los Santos

Gudea de Lagash

Daniel Velarde

Pierre Monteagudo

Toni Delgado

Versión para imprimirVersión para imprimir | Mapa del sitio
© www.sabesleer.com